lunes, 30 de julio de 2012

Lápices y comuniones

Últimamente los lápices de colores personalizados de Oficio han ido de comunión.
Macarena Gea me encargó un par de cajas de lápices para la comunión de Alejandro, el primer trabajo de su proyecto Bodas y algo más.




Y Clara y Susana, de Dulce Sobremesa, también contaron con los lápices de Oficio para la comunión de Raúl. En esta ocasión, cada niño invitado se llevaba a casa un par de lápices. Había lápices de 18 colores distintos, y los pares se hicieron al tun-tun. Por lo que me cuentan, los niños estuvieron un buen rato distraídos intercambiándose los colores hasta conseguir los que más les gustaban a cada uno.



P.D.: Como veis, en esta ocasión, las fotos no son mías.

6 comentarios:

  1. ¡Me encantan estos lápices con el nombre!

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué idea tan buena para los regalos!
    Un saludo.

    http://www.atitelavoyacontar.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo dejar comentario de otra forma....
      Me encantan...todavía tengo negros....y me da pena utilizarlos...

      Eliminar
  3. es lo que pasa con estas cosas, que son tan bonitas que da pena usarlas, eso sí ya verás como a los críos no les ha dado ninguna pena, es más los sacapuntas les funcionan de maravilla y se comen los lápices en dos días, y lo mismo con los cuadernos…

    ResponderEliminar
  4. Querida Lola!
    Que lindo lo que has hecho =)
    Una preguntita, te ha llegado la postal?
    Cuéntame.
    Un beso grande,
    M.

    ResponderEliminar
  5. Nos encanta tu trabajo!!! La verdad que haces cosas sencillas pero con mucho encanto, enhorabuena!!!
    Seguiremos visitándote para ver con qué más nos sorprendes ;)
    Besitos
    EMEBE

    ResponderEliminar